impermeabilizar tu hogar

Impermeabilizar tu hogar: ¿Cómo hacerlo?

Con la llegada del frío, es importante asegurarte de impermeabilizar el hogar, para evitar que el frío y la humedad penetren en nuestra casa y sufrir cambios de temperatura bruscos. Con el invierno en marcha, es muy común la compra de productos y/o calefactores para resolver las filtraciones. Sin embargo, la solución a la impermeabilización del hogar, puede ser mucho más simple.

¿Cómo saber si es necesario impermeabilizar tu casa?

En primer lugar, para lograr una vivienda bien aislada, es fundamental verificar que no haya problemas técnicos con la calefacción y tuberías.

Posteriormente, es necesario verificar por donde entra el frío y cuáles serán los puntos para impermeabilizar tu hogar. Generalmente son las puertas y las ventanas. Con una pequeña abertura o separación en la zona del marco o el suelo, será suficiente para que las corrientes de aire si filtren hacia dentro.

Para saber si esto sucede, se puede realizar la siguiente prueba: situar la llama de un mechero en las zonas que crees que entra aire frío (uniones con suelo, marcos, entre otros).

Para solucionar el problema de impermeabilización en casas, a continuación, mencionaremos diferentes alternativas que existen.

¿Cómo impermeabilizar tu hogar?

Para el aislamiento del suelo se puede utilizar un perfil, que no bloquea el paso de aire, pero evita que haya corriente. Además, se adapta a distintas medidas de puerta y distancia con el suelo.

La colocación es muy sencilla:
  1. Tomar la medida de ancho de puerta y marcar el perfil con la misma medida.
  2. Para cortarlo se puede usar una caja de ingletes y un arco de sierra.
  3. Desengrasar la puerta con alcohol de quemar.
  4. Retirar el papel protector y colocar el perfil en la puerta.

Para impermeabilizar el marco de puerta se pueden utilizar burletes, perfiles adaptativos que cierran las pequeñas separaciones que hay entre puertas y marcos.

Su colocación es muy simple:
  1. Si tiene, quitar el anterior aislamiento.
  2. Limpiar bien la superficie y raspar para quitar cualquier suciedad y adherencia que pudiese quedar. Ayudarse con un paño para quitar lo restante.
  3. Retiramos el papel protector del adhesivo y colocamos.

Por último, para impermeabilizar las ventanas de tu hogar, también se pueden usar burletes. Existen gran variedad, tipos, colores, y medidas. Luego de elegir el que mejor se adapte, el burlete se puede cortar con una tijera.

La colocación es tan sencilla como en la puerta. El proceso para terminar de impermeabilizar el hogar, es el mismo. Después de desengrasar, debemos retirar el protector y colocar en las ventanas. Es importante no colocar un burlete muy ancho, ya que la ventana podría no cerrar correctamente. Un punto a tener en cuenta, es que por mayor grosor no aislará más.

Trucos para mejorar la impermeabilización de las casas

Una vez realizado los pasos anteriores, podemos considerar otras opciones que funcionarán perfectamente. Telas, alfombras o cortinas pueden ayudar a frenar el frío. Otros materiales como las maderas, suelo, laminado o corcho, sirven aparte para decorar. Estos no son aislantes específicamente, pero sí tienen buenas características para ayudar a impermeabilizar el hogar. Estas serán alternativas más decorativas, pero que también servirán para mejorar el confort en el hogar.

Además de las opciones mencionadas, existen otras que contamos en nuestra tienda online. Asimismo, en nuestras tiendas en Cullera, nuestro personal podrá ayudarte a seleccionar la mejor opción para impermeabilizar tu hogar y disfrutar de un cálido ambiente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.